Real De Catorce: Cicatrices

¿No tienes decencia?
Me dejaste entrar en tu vida:
soy un perro de traspatio
¡Mira bien... guau!
Sólo sé ladrar.

Tú eres una niña buena
la princesa de papá...
¡Mira bien...!
Sólo sé ladrar.

Me he arrastrado por las calles
lamí la lluvia de tu suela
lamí tu pie desnudo...
¿No tienes decencia?
Desde aquí el mundo es otro...
yo no te amo...
sólo quiero roer tus huesos.

Soy un perro de traspatio:
¡Mira bien...!
Sólo sé ladrar.